Gazpacho de Remolacha

No existe mejor comida para los momentos de más alta temperatura que el gazpacho. En esta época en la que son tan populares todo tipo de licuados, también denominados “Smoothies” de frutas y verduras, podríamos decir que el gazpacho es uno de los precursores y que nunca ha dejado de estar a la moda.

Solamente con preguntarle a algún turista que está de vacaciones en las extensas costas durante el verano cuál es el plato por excelencia, y te responderá el exquisito gazpacho.

El gazpacho es un plato frío que ha surgido en otra época entre los campesinos de Andalucía, que no gozando de una buena posición económica, aprovechaban el pan de días anteriores, para remojarlo en agua y mezclarlo con ajo, tomates, aceite, vinagre y sal, todo eso bien mezclado.

En el caso de que contasen con alguna otra hortaliza o verdura, estas también se adherían a la preparación de manera picada, siendo unos pimientos y pepinos las más utilizadas.

Luego se comenzaron a utilizar otros tipos de ingredientes, sobre todo aquellos que iban llegando de América, como pepinillos, diferentes tipos de tomates, patatas y guindillas entre otros, que además de aportarle sabor, le han dado un toque ornamental especial a este plato tan popular en España y el mundo entero.

En este caso, haremos un gazpacho cuya base será la remolacha, verdura que le aportará un color muy intenso y atractivo a la preparación y que además aporta una gran variedad de beneficios para nuestra salud y la energía de nuestro cuerpo.

Entre sus aportes podemos destacar la conversión de nitratos en óxido nítrico, que no solamente nos brindará energía, sino que además dilata los vasos sanguíneos para tener una menor presión arterial, es un potente antiinflamatorio, por ser fuente de betaína y tiene también propiedades desintoxicantes, ya que sus nutrientes ayudan a combatir los radicales libres.

Además, son una importante fuente de fibra, que nos ayudará a regular el intestino, mantener los niveles de colesterol y azúcar y hasta a tratar las hemorroides.

Hasta se le atribuyen propiedades anticancerígenas, ya que se ha probado un extracto que reduciría determinadas formaciones tumorales. Una verdura muy completa, que tú disfrutarás en tu gazpacho.

A continuación te ofreceremos la receta para que prepares un exquisito y fresco gazpacho de remolacha. Un sabor y una frescura ideal para los días de calor y un plato cargado de los nutrientes y la energía que necesitas para afrontar el día a día.

Ingredientes

  • 500 gr de Tomates Maduros
  • 250 gr de Remolacha Cocida
  • 1 Diente de Ajo
  • 1 Pepino
  • 7 Cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra
  • 3 Cucharadas de Vinagre de Jerez
  • Sal

Preparación

Como hemos dicho antes, el gazpacho es un plato en el que puedes utilizar las diferentes verduras y hortalizas que puedes tener en tu casa.

En este caso, el ingrediente principal son las remolachas, pero si tú quieres agregarle alguna otra verdura a las que hemos remarcado, seguramente también será exquisito y de esa manera aprovecharás todas tus verduras antes de que se echen a perder en la nevera.

Debes de trocear cada una de las verduras que incluirás. Los tomates y el pepino pueden ser pelados antes de trocear, pero también puedes utilizarlos con piel sin problemas.

Debes proceder a batir todos los ingredientes. Lo más recomendable es que lo hagas con una batidora de vaso, pero también podrías realizarlo con una thermomix, utilizando algún tipo de recipiente.

Añadiendo medio vaso de agua fría, luego debes accionar la batidora en el nivel de velocidad más alto que tenga.

A medida que vayas batiendo y logrando la consistencia perfecta, puedes agregar las cucharadas de aceite de oliva virgen extra y las cucharadas de vinagre de Jerez, para proceder a batir todo junto.

No hay tiempo preciso para batir, pero tú irás viendo la preparación y cuando esta quede homogénea, ya tendrás la consistencia del gazpacho.

Una vez tengas la mezcla perfecta del gazpacho, lo más recomendable en los momentos de mayor calor es llevarlo al frigorífico, para reservarlo allí durante el tiempo mínimo de una hora. Esto le dará el frío que necesita un gazpacho bien fresco.

0